Supositorios para la vagina de marihuana para calmar el dolor menstrual

Supositorios de marihuana

El laboratorio Foria ha empezado a comercializar en California unos supositorios de marihuana para combatir la dismenorrea, es decir, el dolor menstrual. California es uno de los pocos estados estadounidenses donde está permitido su consumo. La intención del laboratorio es compartir las propiedades medicinales de la planta de una manera fácil y accesible para las mujeres.

El supositorio consta de tres ingredientes naturales: mantequilla orgánica de cacao, CO2 extraído del aceite del cannabis, THC (Tetrahidrocannabinol) y CBC (Cannabidiol). Cada cápsula contiene 60 mg de THC y 10 mg de cannabidiol. Utilizan las propiedades relajantes del cannabis para interactuar con las terminaciones nerviosas del útero, del cuello de éste y de los ovarios y bloquea la inflamación. El THC es el responsable de los efectos psicoactivos. Desde el laboratorio aseguran que el componente delta 9 THC es demasiado grande para absorber mediante la vagina al contrario de cuando se toma de manera inhalatoria. Por tanto, no produce alteraciones psicomotrices, sino sólo un estado de bienestar absoluto según comentan algunas clientas. Además, no altera el ph vaginal. El formato de los supositorios es similar al de los tampones, muy fáciles de aplicar y se vende en paquetes de cuatro con un precio de 40 euros.

La Dra. Helen Webberley de la Universidad de Oxford, asegura que todos los medicamentos deben tener la aprobación de la FDA (Food and Drugs Administration), publicado en The Independent y alerta de posibles efectos adversos dado que no ha sido evaluado. En cambio, el ginecólogo Dr. Morton Barke con 50 años de experiencia celebra este producto ayude a quitar el dolor. No es la primera vez que se utiliza esta planta para tratamientos médicos.

En resumen, actualmente no existe ningún producto 100% efectivo contra la dismenorrea y este producto parece sencillo, rápido y eficaz. Hay que remarcar la importancia de que es natural, no produce toxicidad y si ayuda a quitar el dolor creemos que se debería considerar su utilización y por tanto, legalización.

2 Comments

    • Doloren noviembre 10, 2016

Leave a Reply